Solicitar Información

Los mejores hábitos para comenzar bien tu día

Guatemala, 03 de Diciembre 2018

Hay algo en el que todo el mundo está de acuerdo: todos queremos mejorar nuestra vida. Tú, yo, tus papás, tus abuelos, el vecino, tu mejor amigo, etc. Solemos desear la vida de otras personas sin conocer al 100% por lo que estas pasa en el día a día, pero el problema de iniciar un día sin motivación es no saber qué hacer para cambiar esto y empezar a tratar de hacer un cambio para estar satisfecho y feliz con tu vida.  Por esto te damos algunos consejos par que comiences a disfrutar de cada uno de tus días.

Empieza el día con una victoria, no aplaces el despertador:

Sé que no es fácil este ritual, pero recuerda que las personas exitosas, también tienen hijos, sienten frío al salir de su cama, también se han acostado cansados la noche anterior, pero lo que los diferencia de nosotros, es que a pesar de todo eso, ellos eligen cómo empezar su día y ser los dueños de  su tiempo. La mayoría de nosotros, sólo reaccionamos ante los sucesos que nos presenta el día. No elegimos tener un buen día y enfrentar cada uno de los obstáculos que se nos presenten sin cambiar nuestra actitud positiva.

Antes de sumergirte en la vorágine diaria, si te levantas temprano, tienes la oportunidad de crear un espacio especial para ti, una oportunidad para acomodarnos y volver a nuestro eje y focalizarnos en lo que nos hace feliz.

 

Inspírate:

Durante la mañana, el cerebro es como la tierra fértil, sobre el cual podemos sembrar pensamientos positivos, como bien dijimos anteriormente, y también es ideal para estimularlo. Lee una frase motivadora, o algo que pueda despertar una idea para una solución; escucha una canción que te guste, mira un pequeño video que te inspire. Todo esto nos permite llevar el día por una buena dirección. Es cuestión de cómo decidimos iniciar nuestro día, comenzar con una buena actitud, nos lleva o mantenerla todo el día sin importar lo que suceda.

Empieza el día con una buena alimentación:

Quizás esto es muy cliché, pero ¿saben qué? Es verdad. No te diré qué tienes que comer, pero ten presente esto: si lo primero que ingresas a tu organismo, está lleno de grasas y azúcares, entonces, predispone a tu cuerpo a que luego pida más de ese mismo tipo de alimento. Además, esto funciona como el primer punto: empieza con una victoria. Si fallas en tu primera comida….¿qué queda para el resto del día?

Si comienzas tu día de una manera saludable, esta comida te brindará energía para el resto del día, lo que te mantendrá con una buena actitud.

 

Planifica tu día, haz lo estrictamente necesario para disfrutar todos los días de tu vida.

 

Compartir

Hacer Comentario